10 COSAS QUE DEBES SABER SI VIAJAS A FRANCIA



   1.      PICNICS EN EL PARQUE

Si el tiempo acompaña, cosa que no ocurre muy a menudo, a los franceses les gusta comer en la calle. 

Hay un montón de tiendas que venden comida preparada en tuppers, o también se puede llevar de casa. Cogen la comida en una bolsa, unas toallas y a comer en el jardín de un parque.

2.      GENIOS DEL DULCE

Sabía que tenían fama, pero no sabía que era para tanto. 
Cremas, tartaletas de fruta y chocolates son su especialidad.

3.      BUENOS Y EXTRAPRUDENTES CONDUCTORES

Los franceses son unos prudentes conductores pese a tener muy buenas,
largas y llanas carreteras. Se ve que no dominan del todo la incorporación a
glorietas y rotondas, porque reducen muchísimo la velocidad. 

Si se te ocurre entrar a una rotonda (aunque esté desierta) a 40, te mirarán
muy muy asustados como si fueras un auténtico fitipaldi de la carretera.

4.      COMUNICACIÓN

Leí en todas las guías de viaje que a los franceses les gustaba mucho y
valoraban que los turistas intentáramos hablar su idioma, así que antes de ir
me puse manos a la obra y aprendí francés básico, sabía decir todo lo que yo
creía que iba a necesitar saber. 

El primer día comprobé que en realidad no les gusta que intentes hablar su
idioma, les gusta que “lo hables”. 

No obstante eran ellos los que intentaban destrozar nuestro idioma, cada vez
que percibían nuestra procedencia. Palabra favoritas e castellano que todo
francés conoce: “cerveza”, “fiesta”, “Ibiza” (por este orden).


5.      HORARIOS



Nos llamó la atención la diferencia que tenían respecto a nosotros en el
horario de comidas. Por la mañana desayunan prontísimo, pero como a las 7
de la mañana o una cosa así.

Comen a las 12 y cenan a las 6 de la tarde. No os puedo decir las horas
exactas ya que jamás pudimos coincidir con ellos. Los restaurantes tienen la
franja horaria algo más extensa, pero no mucho más, de modo que no
pudimos pisar muchos. 

Menos mal que teníamos los picnics... Nuestro viaje fue a mediados de julio y
recorrimos Francia entera, excepto en los lugares de veraneo muy muy
turísticos, en el resto de sitios para las siete de la tarde ya no quedaba casi
nadie en la calle.

6.      EDUCACIÓN Y RESPETO

Esto también me llamó la atención. Los franceses me parecieron bastante
más cívicos y educados de lo que yo esperaba. 

Todos los que he visto aquí me parecían todo lo contrario, pero he de decir
que en su país son super educados y limpios. Aunque os cueste trabajo,
creedme, en Francia jamás veréis a un francés ensuciando algo, orinando en
la calle o tirando basura al suelo.

7.      SI VAS A LA PLAYA

Cuidado con las mareas, sobre todo
en las zonas de Bretaña y
Normandía, ya que son las más
fuertes de toda Europa y pueden
llegar a tener una diferencia de
hasta 15 metros. 

En algunas playas hay carteles que
advierten de ello.

8.      ENCHUFES

Los enchufes son de dos agujeros y una clavija central superior. 

Los aparatos de enchufe plano no te darán problemas, pero si tienes algún
aparato de enchufe redondo, asegúrate de que tengan un agujero central
superior. La electricidad es de 220 voltios y 50 ciclos de la corriente alterna.

9.      A PIE O EN BICI

El paraíso de las bicicletas con más de 30 000 km de rutas. 

En general se pueden transportar en tren en un espacio reservado para ello,
lo mejor es preguntar y hacer la reserva para las bicicletas en el mismo
billete. Para ir a pie hay unos 60 000km de rutas marcadas con hoteles y
otros servicios.

10. RESTAURANTES

Se suelen ofrecer menús completos (similares a nuestros “menú del día”) y
salen mucho más económicos que pedir a la carta como es lógico.

Otra cosa a tener en cuenta es la variación de precios, la diferencia entre
comer en mesa o en la barra.